• CBDMEX

Plástico de cáñamo


El revestimiento de las puertas de ciertas series de coches de BMW, Mercedes y Bugatti se fabrica con una base de fibra de cáñamo, porque es fuerte y ecológico.

El plástico de cáñamo nos remite a un material del futuro: un sustituto potencial de muchos plásticos petroquímicos, ligero, duradero y biodegradable, cuya producción es mucho menos dañina para el medio ambiente. Sin embargo, en realidad el plástico de cáñamo no es una novedad dentro del abanico de aplicaciones del cáñamo industrial. Los primeros plásticos ya utilizaban el cáñamo como componente por sus altos niveles de celulosa, la sustancia de que están hechas las paredes de las células vegetales. Este tipo de plásticos son ahora conocidos como 'bioplásticos' para distinguirlos de aquellos derivados de materiales basados en productos petroquímicos.

Productos de plástico de cáñamo para el siglo XXI

Actualmente, la cantidad de productos de plástico de cáñamo disponibles comercialmente es todavía algo limitada, sobre todo debido a las restricciones vigentes sobre el cultivo industrial del cáñamo (y cualquier otra forma de cannabis) en la mayor parte del mundo. No obstante, algunas compañías están logrando grandes progresos en la introducción del plástico de cáñamo como principal material para la fabricación de artículos tales como cajas de CD y DVD, artículos electrónicos de consumo e incluso instrumentos musicales. Pueden verse algunos ejemplos de lo anterior en The Hash Marihuana & Hemp Museum, una de cuyas principales atracciones de la colección es una guitarra eléctrica con su cuerpo hecho íntegramente de plástico de cáñamo.

Cientos de usos

El revestimiento de las puertas de ciertas series de coches de BMW, Mercedes y Bugatti se fabrica con una base de fibra de cáñamo, porque es fuerte y ecológico. El celuloide, tal y como indica su uso, está hecho de celulosa y fue uno de los primeros plásticos. Se desarrolló en 1869 como alternativa al marfil, que comenzaba a escasear, y fue inicialmente utilizado para fabricar bolas de billar. Cuando los productores comenzaron a experimentar con diferentes fórmulas se descubrieron cientos de nuevos usos, incluyendo materiales de embalaje, cañerías, auriculares de teléfono, aislamientos eléctricos, cascos para rugby y, por supuesto, celofán.

El cultivo más eficiente para los bioplásticos

Una vez las fibras han sido retiradas de los tallos del cáñamo, los restos son un 77% celulosa, lo cual convierte al cáñamo en uno